Referendo Revocatorio

Obstruir o negar el Referendo Revocatorio por cualquier vía es un abuso de poder asegura el Secretario general de la OEA.

El Secretario General de la Organización de Estados Americanos (OEA) Luis Almagro participó este martes en Nueva York en un foro organizado por “Concordia Summit” denominado El Triangulo de seguridad: Venezuela, Colombia y Cuba, en el que reclamó la convocatoria al referendo revocatorio en el 2016 para Venezuela. Tras un recuento de las acciones emprendidas desde esa instancia Almagro aseguró que el referendo revocatorio es un procedimiento previsto en la Constitución.

“No es un golpe de Estado, por el contrario. Negar, postergar u obstruir este proceso por cualquier vía es un abuso de poder y un trastorno patente del orden democrático”, expresó.

Expuso además que en Venezuela “hoy hay más presos políticos, no hay separación de poderes y una creciente crisis humanitaria(…) Tras los últimos acontecimientos entre los que figura como aspecto central la reafirmación totalmente arbitraria de la condena de Leopoldo López y las maniobras dilatorias respecto del referendo revocatorio he llegado a la conclusión que la democracia venezolana ha llegado a un punto de desgaste tan elevado que no le permite funcionar como tal”.

En su discurso aseguró que la ratificación de la condena a López marcó un hito: “el lamentable final de la democracia en Venezuela y la terminación del Estado de Derecho. Hoy en Venezuela no hay democracia ni Estado de derecho.”

El Mercosur el mejor ejemplo a seguir

La intervención de Almagro abordó además la posición asumida por Mercosur a propósito de el ultimátum, dado al país hasta el primero de diciembre para adecuarse a las normas de la organización.  Expuso que mas allá del referendo revocatorio  se observa una crisis humanitaria, de violación a los derechos humanos y de seguridad sin precedentes.

“El que debería ser uno de los países más ricos de la región se encuentra más bien enfrentando niveles de pobreza sin precedentes, una severa crisis humanitaria y uno de los más altos índices de delincuencia en el mundo”.

Almagro enumeró varios aspectos que a su juicio caracterizan al país en estos momentos: Una cuarta parte de los 31 millones de venezolanos, es decir casi ocho millones de personas, comen sólo dos veces al día, la inflación ha llegado al 720 por ciento, por lejos, las más alta del mundo,.

El balance de la intervención del secretario de la OEA expone además que Venezuela es el país más corrupto de las Américas.

“La policía, la Guardia Nacional, los jueces, los fiscales y el personal carcelario están involucrados de manera tácita o expresa en la delincuencia organizada, incluso en secuestros, asesinatos, robos o narcotráfico.»

Aseguró que además  ha constatado acoso, censura e intimidación a los medios de comunicación que son sujetos regularmente a procedimientos penales y administrativos, a la prohibición de viajar, a censura indirecta y al acoso.

¿Diálogo en marcha? No marcha

De igual forma Almagro se refirió al supuesto diálogo entre oposición y Gobierno: “El Gobierno venezolano se escuda en que existe un diálogo, el que encabezan los ex presidentes José Luis Rodríguez Zapatero, Leonel Fernández y Martín Torrijos. La realidad es que, después de seis meses, aún no existe un diálogo».

 “El presidente Zapatero hizo toda una presentación ante la OEA sobre el diálogo y no mencionó en una sola ocasión el Referendo Revocatorio.”

“La crisis política, social y económica de Venezuela preocupa mucho, y cada vez más, a toda la región. La última vez que hablé ante ustedes estábamos ante una situación casi límite y la realidad es que la situación sólo ha empeorado: el sistema democrático está bloqueado no funciona ” expresó Almagro durante su intervención.

Lea aquí el discurso completo de Luis Almagro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *