nueva prensa de guayanaPor conflictos judiciales, dueños de Nueva Prensa de Guayana no se han hecho cargo de pagos a sus empleados.

Trabajadores de Nueva Prensa de Guayana reclaman a la familia Gamarra, herederos de este medio de comunicación a raíz de la muerte de su fundador, por los pagos salariales que adeudan desde hace ocho meses, cuando empezaron a enfrentar la crisis por falta de papel.

El Sindicato de Trabajadores de la Prensa de Guayana (Sitraprensa) precisó que en Nueva Prensa de Guayana les adeudan ocho meses de cestaticket y seis quincenas de su sueldo. El problema radica también por el conflicto judicial, tras la disputa entre los hijos del difunto Rubén Gamarra y la viuda Jalousie Fondacci, acusada de asesinato, manteniendo a la empresa bajo una administración ad hoc.

En mayo de este año, este periódico regional estuvo más de 20 días sin circular por la falta de papel. En julio sufrieron nuevamente la escasez del mismo, dejando de circular por dos meses, lapso en que sus empleados trabajaron a riesgo propio, pues no sabían si les cancelarían esos días que solo circulaban en página web, ya que no estaban generando ingresos.

Para entonces, ya la empresa adeudaba tres meses de cesta ticket, según lo informado por periodistas y fotógrafos.

Trabajadores en el limbo

Miembros del sindicato han acudido a varias instancias, incluidas la Asamblea Nacional, el Ministerio del Trabajo y el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa, planteando su situación laboral y el tema de la asignación y despacho de bobinas de papel periódico, monopolio que controla el Complejo Editorial Maneiro.

«Le exigimos a los accionistas Gamarra que vengan a dar la cara por la empresa, a nosotros como trabajadores sí nos duele, pero parece que a ellos no, se la pasan es viajando por Estados Unidos», denunciaron.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *