conviasa reduce sus vuelosAsociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) dijo que las aerolíneas latinoamericanas están enfrentando un entorno duro y que en Venezuela es difícil trabajar.

Al hecho de que son pocas las aerolíneas que aún viajan a Venezuela se suma un mal augurio de cara al futuro: El gobierno debe casi 4,000 millones de dólares en fondos a la industria aérea, por obligaciones internacionales contraídas que no han podido ser repatriadas.

La Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) dijo en un comunicado que las aerolíneas latinoamericanas siguen afrontando dificultades en un “entorno duro, con mercados domésticos de divisas débiles”, aunque se espera que la situación se revierta de cara a 2017.

A pesar de tener un mercado tan grande, emplear 5,4 millones de empleos y contribuir con 176 billones de dólares al PIB de la región, las aerolíneas de América Latina son incapaces de competir con sus rivales de EE.UU o Europa, en particular porque no son capaces de conseguir los niveles de rentabilidad de estas.

Aerolíneas no prosperan ni en Venezuela ni en América Latina

Según IATA, el problema de países como Venezuela o Colombia es que no han creado la situación o las condiciones para que las aerolíneas y el transporte aéreo en general prosperen. ¿El motivo? Regulaciones onerosas que no están adaptadas al marco internacional, tasas excesivas, políticas de combustible que no se adaptan a la actualidad, etc.

Panamá y Chile son en parte las excepciones, porque estos países han tratado de adaptarse a la legislación internacional.

Aerolíneas como Conviasa están lejos de la rentabilidad, a pesar de que la empresa ha comenzado a vender más billetes fuera de Venezuela para aprovechar las divisas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *