El 20 de mayo del 2018 se realizaron los comicios presidenciales venezolanos más entre dichos en toda la historia del país. Maduro fue reelegido según el Consejo Nacional Electoral con 5 millones 823 mil 728 votos, con una participación del 48%.

Según la proyección que realizó el Consejo Nacional Electoral (CNE), la participación fue de 8 millones 603 mil 936 votos válidos.

Sin embargo, la encuestadora Meganalisis aseguró que la participación en las elecciones presidenciales venezolanas del 20 de mayo del 2018 fue de 17,32% y la abstención de 82,68%.  Solo votaron 3.594.040  y no votaron 17.156.769.

Se cree que aproximadamente un millón y medio de trabajadores públicos no fueron a votar este 20 de Mayo; pese a las amenazas que muchos recibieron de perder sus puestos de trabajos o beneficios si no votaban.

Se espera que el gobierno venezolano haga cambios drásticos en la administración pública del país, ya que algunos empleados fueron obligados a mostrar el mensaje que les era enviado a sus celulares luego de votar y pasar por el “punto rojo” escaneando su Carnet de la Patria verificando su voto.

 

Protestas nacionales e internacionales

Durante el desarrollo de las elecciones presidenciales se desarrollaron a nivel internacional una serie de protestas en diferentes países rechazando los comicios fraudulentos.

En Madrid, España se realizó una marcha el mismo 20 de mayo de venezolanos que caminaron contra el “fraude 2018”; como ellos mismos lo llamaron.  En Madrid votaron 60 y en Barcelona 90 venezolanos el resto salió a la calle, así lo informó @VenezuelanPress.

Así mismo, se conoció que en Francia, Chile y Roma también se registraron protestas de la misma índole de venezolanos rechazando las elecciones el mismo 20 de mayo.

Sin embargo, el descontento en las calles de Venezuela por la reelección de Maduro no se quedó atrás.  Los venezolanos luego de conocer los resultados otorgados por el CNE protestaron el Altamira, Caracas contra el fraude electoral y en diferentes ciudades del país.

La resistencia de Venezuela se lanzó a las calles a rechazar los resultados y de inmediato comenzó la represión a las protestas y los allanamientos los siguientes días en los hogares de los valientes que disintieron de los ideales oficialistas.

La abstención más grande en la historia de Venezuela

El nivel de abstención en este proceso electoral fue el más grande en la historia del país. Los centros de votación permanecían vacíos y sus miembros de mesas en algunas zonas, hasta se durmieron, por la cantidad de horas que permanecieron sentados y la ausencia de votantes los mantenía desocupados durante horas.

Rechazo de los resultados electorales por la comunidad internacional

Luego de conocer los resultados en Venezuela, varios organismos internacionales dieron a conocer su rechazo al proceso electoral desarrollado en el país por la falta de garantías.

La Organización de Estados Americanos (OEA) se pronunció acerca de las elecciones presidenciales en el país como una evidencia que demuestra que su proceso electoral estaba por debajo del estándar internacional; asegurando que la convocatoria violó los principios que todo proceso de comicios debe tener.

Los únicos países que reconocen los resultados fraudulentos de las elecciones de Nicolás Maduro son: Bolivia, Bulgaria, Nicaragua, El Salvador, Cuba, Haití, República Dominicana, Surinam, Argelia, China, Rusia, Irán, Turquía, Siria, Bielorrusia y Laos.

Las llamadas potencias mundiales como los líderes del G7 conformado por: Canadá, Francia, Alemania, Italia, Japón, Reino Unido, Estados Unidos y la Unión Europea; también rechazaron el proceso electoral que condujo a elecciones presidenciales el 20 de mayo de 2018 en Venezuela y no reconocen a Maduro como presidente del país para el perído 2019 – 2025.

Posiciones de los excandidatos presidenciales del 2018 ante el llamado fraude electoral

 El ex candidato presidencial por oposición Henri Falcón aseguró que impugnará los resultados de las elecciones por no considerarlos legítimos; confiando en la figura del estado.

Por su parte, Javier Bertucci tomó una posición inesperada. El pastor evangélico decidió asistir al llamado de diálogo que le hizo Nicolás Maduro en sus alocuciones y fue recibido por Jorge Rodríguez en el Palacio de Miraflores.

Cabe destacar que la Asamblea Nacional declaró como “inexistentes” los resultados de estas elecciones y anuló la proclamación de Maduro como presidente.

 

 

Es justo compartir...Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *