El viceministro para Relaciones Exteriores en América del Norte, Samuel Moncada, entregó una nota de protesta al ministro consejero, Brian Naranjo, y a la consejera de negocios de Canadá, Lori Corriveau, en rechazo a la presunta “injerencia que mantiene Washington en los asuntos internos del país”.

El documento va dirigido a la misión diplomática estadounidense y a los representantes que integran el Grupo de Lima por sus declaraciones en la VIII Cumbres de las Américas el pasado 13 y 14 de abril.

El Gobierno expresó su rechazo a dicha declaración, pues a su juicio constituye un “acto hostil e inamistoso” y “viola flagrantemente los preceptos de la Carta de las Naciones Unidas y normas del derecho internacional”.

En este sentido, Venezuela exige a EE. UU. el cese inmediato de las “políticas injerencistas y sus actos de agresión contra el país”, así como el levantamiento de las sanciones impuestas que buscan “generar las condiciones que propicien un golpe de Estado contra el presidente Nicolás Maduro”.

Durante la reunión de la Cumbre de las Américas los diplomáticos pidieron la realización de elecciones libres, apertura del canal humanitario e hicieron un llamado a la comunidad internacional a contribuir con el restablecimiento de la democracia en el país.

Es justo compartir...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *