Este complejo arquitectónico que fue hace menos de medio siglo icono de la modernidad al construirse las Torres de El Silencio por orden del gobierno de Marcos Pérez Jiménez, para el momento las más altas de Venezuela, actualmente presentan un escenario lúgubre y de abandono donde la basura, los malos olores, escombros y botes de aguas negras, son los elementos predominantes en el otrora símbolo del progreso caraqueño. Líderes vecinales afirman que pasar por allí es la muerte dado que los delincuentes hacen de la suyas bajo la mirada cómplice de las autoridades municipales y nacionales.

Carlos Julio Rojas, coordinador del Frente en Defensa del Norte de Caracas, señaló que queda muy poco de la belleza de ese denominado Centro Simón Bolívar el cual engalanaba el casco histórico de la capital con dos imponentes torres, convertidas en icono artístico y arquitectónico de la capital, también se veían hermosos pasillos llenos de comercios, reflejo de la Caracas moderna que comenzaba a construirse por allí en los años 50 del siglo pasado. “De ese escenario solo quedan las ruinas con pasillos totalmente oscuros, olores nauseabundos, tiendas cerradas, toneladas de basura y lagunas de aguas negras producto de las filtraciones que hacen intransitable la estructura”, dijo.

Rojas detalló como la Plaza Caracas, otrora símbolo del poder político al encontrarse circundada por varias instituciones del Estado y donde los niños iban a patinar admirando la grandeza de las torres hoy muestra una cara de destrucción total, con los baños del Centro Simón Bolívar completamente inutilizados y específicamente el de mujeres es usado como depósito del Ministerio de la Cultura. “También al recorrer la plaza observamos como el piso presenta grandes huecos y se evidencia el robo de quintales del mármol durante obras de mantenimiento las cuales nunca fueron concluidas. Esto sin contar la inseguridad presente en el lugar donde los arrebatones o venta de droga están al orden del día”.

El luchador social responsabilizó tanto a la alcaldesa de Libertador Erika Farías como al Gobierno de facto de Nicolás Maduro de destruir el legado histórico y cultural de Caracas, sumergiendo en oscurana a la llamada sucursal del cielo. “No les basta con querer eliminar el león de nuestro escudo de armas o dejarnos sin agua, sin luz, pero repletos de basura, sino que desde hace bastante tiempo están dejando perder nuestro símbolo arquitectónicos y artísticos. Las Torres de El Silencio son ese icono de modernidad que para la dictadura es repulsivo, ya que ellos solo reflejan atraso y autoritarismo”, aseguró.

Destacó que la Alcaldía de Libertador recibe una millonada en presupuesto el cual debería ser invertido en mejorar las condiciones de vida de la ciudad, usando el turismo histórico y como herramienta para convertir a Caracas en la capital de América Latina. “Pero lo que vemos es un Gobierno tanto municipal como nacional que se roban este dinero para vivir como reyes cuando en sus narices el pueblo muere de hambre y vive en condiciones inhumanas. La única forma de transformar este escenario es con una rebelión popular que logre un cambio político no solo en la capital sino en Venezuela “.

Caraqueños claman por la recuperación de sus sitios históricos y de esparcimiento

José Jiménez, historiador y vecino de Santa Teresa, comentó que siempre el CENTRO Simón Bolívar y la Plaza Caracas han sido referente histórico y de modernidad en la capital, pero la desidia de las autoridades municipales especialmente la burgomaestre Erika Farías han convertido estas estructuras en ruinas para perjuicio de los caraqueños. “En vez de preservar nuestro iconos históricos u ocuparse de problemas tan graves como la recolección de basura y la inseguridad que azota nuestras parroquias, pretende por vía de la fuerza, sin ningún tipo de referéndum consultivo cambiar nuestra historia caraqueña como ya vimos con la demolición de los leones siendo sustituida por una indígena con operación de senos incluida”, acotó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Comentarios: 2

  1. MARTA CÁRDENAS

    Buenas tardes,tengo una duda en las torres del silencio funcionan viviendas de apartamentos???
    Tengo un tio extraviado en caracas, hace 11 años que no sabemos de él, ya todos lo dabamos por muerto por comentarios de algunas personas que lo conocieron,en estos dias por internet pude ver que el se encuentra activo en el ivss y con una pensión por vejez,ademas aparece inscrito en el CNE para votar.Nosotros vivimos en Colombia y no tenemos forma de viajar a Caracas y estamos con la duda si mi tio sigue vivo o alguien esta cobrando la pensión por él.Una información que nos dieron dice que está viviendo en las torres del silencio pero no sabemos si esto sea verdad o se quieran aprovechar de la situación y no tenemos como confirmar este dato,ni tenemos alguien que nos pueda ayudar en Venezuela.Si por lo menos me pueden decir si allí residen inquilinos o pensionados les estaria muy agradecida.

    1. Juan Carlos Camacho

      Estimada Marta: Las torres del Silencio, que forman parte del Centro Simón Bolívar son edificaciones que estaban destinadas a albergar espacios de oficinas para entidades del gobierno. Alrededor de esas torres hay edificaciones de carácter comercial y, además, un complejo urbanístico llamado El Silencio destinado a vivienda. Es probable que el resida en esa zona residencial. Igual, muchos pensionados que, desafortunadamente han fallecido, son suplantados o utilizados por el estado o el régimen para cometer irregularidades pensionales o electorales.